Compartir

EN LAS SALINAS,OBISPO DE LA DIÓCESIS DE BARAHONA REALIZA VISITA PASTORAL,

Monseñor Andrés Napoleón Romero Cárdenas, sigue desarrollando su programa de recorridos pastorales por las distintas parroquias que conforman la Diócesis de Barahona en la Región Enriquillo.

El viernes 11 estuvo en dos  encuentros con comunidades cristianas y con líderes comunitarios de la sesión Los Saladillos y del municipio de Las Salinas de la provincia de Barahona.

En estos encuentros, el obispo escuchó de parte de los parroquianos y líderes de las comunidades,  todos los problemas que les están afectando, pero también sus sueños y aspiraciones, a los fines de que en conjunto se planten alternativas de solución.

Entre los problemas fueron mencionados  la situación del desempleo, los vicios en los jóvenes, la falta de oportunidades para este segmento de la población, la falta de agua para el regadío y para el consumo, la falta de aulas en los centros educativos y la privatización de las minas a cargo de manos extranjeras que no dejan  beneficios  a las comunidades  dueñas de esos patrimonios.

Luego de escuchar  atentamente las distintas exposiciones de los feligreses, monseñor Andrés  Napoleón Romero Cárdenas propuso la conformación de una agrupación que aglutine las fuerzas vivas de cada comunidad, para demandar la solución de los problemas mencionados  y a favor de otras reivindicaciones sociales y económicas.

También recomendó hacer una lista de problemas y luego un listado de prioridades con las cosas más importantes, más urgentes y que no se dejen vencer, que abran los ojos, que no se dejen politizar los mecanismos que tienen para reclamar sus derechos y no se dejen comprar como normalmente se hace a nivel político en este país.

“Que con el individualismo no se llega a ninguna parte, no se logra nada, destacando que el dicho de “Sólo lo mio sin tomar en cuenta a los demás, no es la solución”, expresó el Obispo.

Manifestó que los desafíos de la comunidad de Las Salinas son muy grandes y necesitan de la atención de las autoridades “y uno sólo no va a ser visto. Una  sola voz no va a ser escuchada, pero que si se unen todos y empujan al mismo tiempo, con los mismos deseos, con los mismos objetivos,  pues podemos”, puntualizó.

La propuesta del Obispo de la Diócesis de Barahona fue bien acogida y los comunitarios se comprometieron a trabajar en ese sentido. El primero de estos encuentros se llevó a cabo en la Capillla de Los Saladillos a las 4 de la tarde y el último en la Capilla de Las Salinas a las 5 de la tarde.

Antes de estos encuentros realizados en horas de la tarde, el Obispo también realizó un recorrido en horas de la mañana por los distintos centros educativos de la zona.

Estas actividades se inscriben  dentro del programa de acompañamiento a las  comunidades que realiza el Obispo  de Barahona.

Por: Rafael Pérez Feliz.